Series -> Yo soy rielero.


Yo soy rielero.
Yo soy rielero. Yo soy rielero. Yo soy rielero. Yo soy rielero. Yo soy rielero. Yo soy rielero. Yo soy rielero. Yo soy rielero. Yo soy rielero. Yo soy rielero. Yo soy rielero. Yo soy rielero. Yo soy rielero. Yo soy rielero. Yo soy rielero. Yo soy rielero. Yo soy rielero.  

Imágenes reproducidas exclusivamente con fines de divulgación académica. Para utilizarlas con cualquier fin se debe solicitar permiso a los propietarios legales de sus derechos.


No. registro de HNM 000657713
Clasificación de HNM741.5972 CHA.m
Publicación: Chamaco
Datos de la publicación: : México, D.F.: Publicaciones Herrerías,1947-1947.
Detalles físicos: volúmenes :ilustraciones ;19 cm.
No. 2888 (22 abril 1947)-no. 2957 (30 junio 1947).
Argumentista: Guillermo de la Parra.
Gráfica: José Cárdenas G.
Género: Melodrama.
Técnica: Línea.
Variante Temática: Intrigas pasionales; Revolución Mexicana; México rural;
Notas: Acceso restringido;préstamo sujeto a autorización.
Descripción basada en: No. 2888 (22 abril 1947); título tomado del encabezado.
Último ejemplar consultado: No. 2957 (30 junio 1947).

Sinopsis: La Revolución Mexicana como trasfondo de pasiones eróticas interclasistas y traiciones impulsadas por el deseo. Juancho es un revolucionario que anda en busca del general López. Al entrar a la hacienda del general se encuentra con Laura, la bella esposa de aquel. Juancho y sus hombres se instalan para esperar a su enemigo. Como Laura es la única mujer en el lugar, Juancho le ordena que "eche tortilla" para la tropa. La altiva mujer se niega y advierte que no va a prepararle nada a un "pobre indio." El revolucionario se siente atraído por la hacendada, a pesar de que ésta desprecia a los indios. "Por razones táctico-militares" Juancho ha dejado a Trinidad, su pareja, al cuidado del coronel Fierro, que se aprovecha de la situación para intentar seducirla. Por "rejega"" Trinidad es enviada a un calabozo, del cual logra escapar con la ayuda de González, un fiel amigo de Juancho. Fierro enloquece de ira y vacía su revólver en el cuerpo de González, quien antes de morir le escupe la cara y le reprocha no ser "ni revolucionario ni coronel ni teniente ni un simple soldado sino un salvaje sanguinario". Entretanto, Juancho sigue esperando a López en su hacienda. Ya francamente enamorado de Laura, pierde el control de la situación y ella lo seduce para salvar a su marido. Al llegar a su hacienda, López salva el pellejo gracias a que Laura convence a Juancho de dejarlo con vida. Finalmente Laura logra escapar con su marido, no sin antes burlarse de Juancho haciéndole saber que se dejó amar por él sólo para salvar al general. Cuando Fierro regresa a la hacienda y se entera de que Juancho ha dejado escapar al general López y a su esposa, ordena que lo fusilen sus propios hombres. Sin embargo, ellos se ponen de acuerdo y disparan al aire. Fierro cree que Juancho ha muerto y marcha en persecución de López.

Otras historietas

Mala fé.

Yo soy rielero.

Melodrama

Majestad negra.

Yo soy rielero.

Aventura, Melodrama

Cariño mío.

Yo soy rielero.

Melodrama

Comentarios

Arriba